Blogia
Spleen

El duro despertar...1

Sentido y sinsentido. Todo junto y revuelto. O la extraña sensación cuando te despiertas en una casa que noconoces junto a una persona a la que no recuerdas. Caos. Esa sensación que la gente prefiere rehuír.
Me gustaría ser fumador para poderme encender un piti mientras intento hurgar en mi memoria cómo pude acabar entre esas sabanas rosas.
Porque hay tanto miedo en dejarse llevar? Porque el mundo ya no es seguro? Y cuando lo fue? Y además...que más da que lo sea o no?
Poco a poco la realidad toma forma. La sensación de rancio del interior de la boca, los olores corporales, la sensación pegajosa de la piel y la grasa del pelo. No es la más agradable de las sensaciónes pero aprendes a apreciar sus diferentes grados. Creo que debería empezar a fumar, necesito un airbag para esos momentos.
El siguiente paso es encontrar la ropa. Lo más jodido es encontrar los gallumbos, porque normalmente acaban perdidos entre los pliegues de la sabana, y no me apetece despertar a mi compañera.
Dejarse llevar...
Una jodida sensación de culpabilidad me viene cuando he encontrado el lavabo y me lavo los dientes. (con el cepillo de quién? ese es otro misterio)...
Junto a la culpabilidad vienen los recuerdos de la noche anterior...o por lo menos las partes más sobrias.
Continuará
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres